La madre de la pequeña Asunta, Rosario Porto, ha sido encontrada ahorcada en su celda de la cárcel de Brieva (Ávila). Funcionarios de la prisión han encontrado a la fallecida colgada de un cinturón de tela colgado de la ventana. Rosario Porto fue condenada a 18 años de prisión por el asesinato de la pequeña.

En el recuento de reclusos de la mañana los funcionarios echaron de menos a la madre de Asunta Basterra por lo que acudieron a su celda y fue entonces cuando descubrieron el cuerpo de Rosario Porto. Los servicios de Emergencias 112 solo pudieron certificar su muerte.

Rosario Porto tenía toda la celda recogida, incluidas pertenencias, lo que hace pensar que tenía meditada su decisión, según las fuentes penitenciarias.

Rosario Porto intentó quitarse la vida en otras ocasiones

No es la primera vez que Rosario Porto intentaba acabar con su vida desde que fue condenada por el asesinato de su hija Asunta. En el mes de noviembre de 2018 cuando todavía cumplía condena en la cárcel de A Lama en Pontevedra se enroscó un cordón alrededor del cuello mientras estaba en la ducha. La propia Rosario alertó a voces a su compañera de celda y así pudieron evitar la tragedia.

Previamente también había tratado de autolesionarse y el 24 de febrero de 2017 fue ingresada en el hospital tras ingerir un medicamento que tomaba habitualmente por prescripción médica.

Debido a estos intentos se le aplicó el protocolo antisuicidio pero fuentes penitenciarias explican que no se puede estar aplicando estas medidas de forma indefinida porque supone estar en la enfermería la mayor parte del tiempo además de un castigo añadido a la propia privación de libertad.

El cadáver de Asunta Basterra fue encontrado el 22 de septiembre de 2013 en una cuneta del municipio coruñés de Teo, próximo a Santiago de Compostela. Tanto Alfonso Basterra como Rosario Porto fueron condenados por el asesinato de su hija.

 

Artículo Anterior Artículo Siguiente