El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, ha admitido que las fiestas serán «diferentes» y no cierra la puerta a aplicar nuevas medidas para esas fechas.

Puig ha apuntado que serán «diferentes» y ha abogado por llegar a «acuerdos generales» en las medidas a adoptar. Ha sostenido que sería «bueno» que hubiera una «visión general que facilitara la comprensión y el apoyo de la ciudadanía». 

«Pienso que, en la medida de lo posible, estaría bien una armonización en el conjunto de medidas, aunque pudiera haber algunas excepciones. Pero llegando a acuerdos generales en cómo organizar la Navidad y las fiestas», ha insistido el presidente.

Artículo Anterior Artículo Siguiente