La empresa española de petróleo y gas Repsol construirá una planta de biocombustibles avanzados en su refinería de Cartagena, en el sudeste de España, a un coste de 188 millones de euros (222 millones de dólares), dijo el jueves el consejero delegado de la firma, Josu Jon Imaz. El responsable de negocio industrial y comercial de Repsol, Juan Antonio Carrillo, indicó en una conferencia de prensa virtual que la compañía espera que la planta esté operativa en la primera mitad de 2023.

Artículo Anterior Artículo Siguiente