Destinos contrarios: el italiano Franco Morbidelli (Yamaha-SRT) ganó este domingo el GP de Teruel de MotoGP, mientras que su compañero de equipo, el francés Fabio Quartararo, 8º, volvió a perder terreno frente al líder del Mundial, el español Joan Mir (Suzuki), quien fue tercero.

Este fin de semana y el anterior en MotorLand Aragón en Alcañiz (este de España) han sido particularmente costosos para Quartararo y beneficiosos para Mir.

El francés llegó al circuito aragonés en cabeza del Mundial con 10 puntos de ventaja sobre Mir y ahora se marcha como segundo del campeonato a 14 puntos del piloto español, a falta de tres carreras por disputarse.

“Estoy contento que estas dos carreras han pasado. Sabemos que las siguientes serán mucho mejor y que al final, lo peor ha pasado”, dijo ‘El Diablo’.

“Ahora hay que concentrarse en Valencia (donde se celebran las dos próximas pruebas el 8 y el 15 de noviembre). Estoy seguro que será una mejor pista para nosotros y que seremos más rápidos y constantes”, añadió.

La otra Suzuki del español Álex Rins, vencedor la pasada semana, completó el podio de la carrera.
El italiano Franco Morbidelli en el circuito en Alcañiz, España, el 25 de octubre de 2020


El japonés Takaaki Nakagami (Honda-LCR), que partía de la ‘pole position’, se cayó en la primera vuelta, dejando campo libre a Morbidelli por delante de Rins.

“Fue increíble, un placer”, dijo el ganador de la prueba, asegurando que “sabía que había que ser agresivo. Lo di todo en cada vuelta. Las sensaciones sobre la moto fueron fantásticas. Me he divertido mucho”.
‘Casi una victoria’ para Mir

Esta segunda victoria del año -su segunda también en MotoGP- permite a Morbidelli subir hasta la 4ª plaza del campeonato mundial por delante de su compatriota Andrea Dovizioso (Ducati), que sólo pudo ser 13º este domingo.

Mir, por su parte, fue subiendo posiciones en la carrera tras salir en 12º lugar de la parrilla de salida hasta acabar en el último cajón del podio.

Artículo Anterior Artículo Siguiente