Para el séptimo capítulo de la saga cinematográfica, el actor de 58 años no quiso escatimar: a bordo de una motocicleta, se lanzó al vacío desde una gigantesca rampa y luego se dejó lanzar en paracaídas al suelo. La escena fue filmada el domingo a una altitud de 1.200 metros en el monte Helsetkopen, Noruega. La espectacular secuencia fue filmada desde un dron y un helicóptero. La producción, que comenzó en febrero, se había detenido en Venecia debido al coronavirus. La película, dirigida por Christopher McQuarrie, llegará a las pantallas grandes en noviembre de 2021.


Artículo Anterior Artículo Siguiente