El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, ha anunciado un plan de infraestructuras de servicios sociales para crear un entorno residencial "más seguro y confortable" que estará dotado con 510 millones de euros para construir y reformar residencias y otros centros de atención social.

Así lo ha avanzado en su intervención en el Debate de Política General en Les Corts, donde ha anunciado la Estrategia Valenciana para la Recuperación, que consta de 410 proyectos - planificados hasta 2027 y con la mirada puesta en fondos europeos- entre los que se encuentra este plan, pilotado por la Vicepresidencia Primera y Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas que dirige Mónica Oltra.

Por un lado está previsto un plan de construcción de nuevos centros, residencias, casas de acogida y viviendas tuteladas en todo el territorio valenciano. Y por otro, un plan de mejora de centros propios para la reforma integral de los centros de la Generalitat para "modernizarlos y adaptarlos a una de las grandes lecciones de esta pandemia: unidades de convivencia más reducidas".

Artículo Anterior Artículo Siguiente