Un ataque contundente y un vuelo rasante en solitario llevaron al alemán Lennard Kamna (Bora Hansgrohe) a conquistar la primera etapa alpina, impidiendo el sueño del ecuatoriano Richard Carapaz (Ineos), segundo en una jornada tranquila para los favoritos, que llegaron a meta a 16.49 minutos con Primoz Roglic de amarillo.

Un mazazo para Carapaz, el más combativo de la jornada, pero el ganador del Giro 2019 se encontró con un hueso duro de roer, Lennard Kamna, una joya del ciclismo alemán de 24 años que apunta alto. Le cerró el pasó con un ataque fulminante en el penúltimo puerto imposible de responder.

La entrada en los Alpes se la tomó con calma la alta jerarquía de la general, pensando en la etapa reina del miércoles con La Madeleine y llegada al Col de la Loze, donde cada uno tendrá que expresarse como pueda en un terrible e inédito ascenso. 
Artículo Anterior Artículo Siguiente