Agentes de la Policía Nacional han detenido en Alicante a un hombre de unos 29 años de edad por supuestamente atropellar un perro y arrastrarlo unos 50 metros con su coche tras mantener una discusión de tráfico con sus dueños. Se le acusa de un presunto delito contra la flora, fauna y animales domésticos.
Los hechos ocurrieron cuando un grupo de familiares y amigos que se encontraban dando un paseo se disponían a cruzar una calle por un paso de peatones. Uno de ellos se detuvo en medio para facilitar que pudiera pasar todo el grupo, en el que además se encontraba una niña y un perro, ha explicado la Jefatura en un comunicado.

Al parecer, en ese momento, el conductor de un vehículo detuvo su marcha y, al ver que no podía seguir, comenzó a hacer gestos ofensivos con las manos. Uno de los viandantes recriminó al conductor su actitud, tras lo cual este, presuntamente, dio un sonoro acelerón y avanzó con su vehículo con la presunta intención de acometer contra ellos.

Ante el miedo de ser atropellados, los peatones que iban a cruzar la vía rápidamente se apartaron, momento que el conductor aprovechó para proseguir su camino a toda velocidad.


En la huida, al parecer, la correa que llevaba el perro se quedó enganchada en el vehículo, por lo que el perro de la raza staffordshire bull terrier, de unos 12 kilos, fue arrastrado casi 50 metros hasta que la correa se soltó en un giro el vehículo.

El animal quedó malherido sobre la calzada, mientras el conductor seguía su marcha a toda velocidad, parece ser que saltándose varios semáforos en rojo y "poniendo en riesgo la vida de los viandantes, no deteniendo su marcha en ningún momento pese a los gritos de todos los que allí se encontraban", ha explicado la Policía Nacional.

Varios testigos que se encontraban en el lugar consiguieron realizar una fotografía del vehículo en la que se podía observar la marca y modelo. Otro de los testigos aportó la numeración de la matrícula de manera incompleta.

Con toda la información facilitada, los agentes del Grupo de Investigación de la Comisaría de Distrito Norte consiguieron localizar el vehículo e identificar al conductor y presunto autor de los hechos. Lo arrestaron por un presunto delito contra la flora, fauna y animales domésticos.

El detenido, en su declaración ante los agentes, manifestó que tras el altercado con estas personas siguió su marcha apresuradamente ya que se asustó al observar por el retrovisor que varias personas corrían tras él, sin percatarse en ningún momento de que había atropellado al animal.

El can, de nombre Óscar, tras ser asistido en un centro veterinario por las posibles lesiones ocasionadas tras el atropello, quedó ingresado en observación y actualmente se encuentra en casa recuperándose junto a sus dueños.

De todo lo sucedido se dio cuenta al Juzgado de Instrucción de Guardia de la ciudad de Alicante. Este tipo de delitos sufrió una reforma del Código Penal por la Ley Orgánica 15/2003 y se intensificó mediante la L.O. 1/2015, extendiéndola también a los animales domésticos y asimilados.
Artículo Anterior Artículo Siguiente