El policía local de Benidorm que aparece en un vídeo insultando a una persona transexual ha sido detenido por un supuesto delito de odio, mientras que el agente que grabó los hechos ha quedado en libertad aunque imputado por un delito de omisión de socorro. El agente local, que fue detenido este viernes por la Policía Nacional, ha pasado la noche en el calabozo y está previsto que pase este sábado a disposición judicial.
Artículo Anterior Artículo Siguiente