Los responsables de salud de la Administración del presidente Donald Trump ignoraron múltiples advertencias sobre la necesidad de prepararse y adquirir mascarillas y equipos de protección ante la gravedad del brote de coronavirus, denunció este martes (05.05.2020) un científico del Gobierno destituido el mes pasado. El doctor Rick Bright, que dirigía la Autoridad de Investigación y Desarrollo Avanzado Biomédico, aseguró en su denuncia formal que sus primeras advertencias sobre el coronavirus, en enero y febrero, fueron ignoradas y que finalmente fue cesado al plantear dudas sobre la eficacia de un tratamiento que defendía el propio Trump. El médico presentó su caso ante la Oficina del Consejo Especial, un organismo que supervisa que los funcionarios que presentan denuncias contra otros empleados del gobierno no sean represaliados. Bright fue destituido abruptamente en abril y tuvo que dejar la dirección de esa agencia de investigación dependiente del Departamento de Salud y Servicios Humanos que, entre otras funciones, supervisa la investigación sobre una vacuna contra el COVID-19.
Artículo Anterior Artículo Siguiente