Última Hora

Ribó se resiste aún a descartar la celebración de las Fallas en julio



El alcalde de València, Joan Ribó, no quiere descartar aún la suspensión de las Fallas para el mes de julio por la crisis del coronavirus. El regidor ha insistido estos días en que será a mediados de junio cuando se adopte una decisión definitiva, ya que ha repetido no tiene “capacidad de predecir el futuro”.

Ribó, que ya aplazó en marzo las fiestas al verano, ha realizado estas declaraciones después de conocer la suspensión en Pamplona de las fiestas de San Fermín, cuya celebración es en julio.

“Que yo sepa, los Sanfermines no tenían el criterio de un mes antes ver si se suspendían o no. Se han suspendido ahora”, ha apuntado Joan Ribó, que ha recordado que en València se determinó como “criterio” que “un mes antes” de la fecha propuesta tras su aplazamiento en marzo se decidiría si “era viable o no era viable” celebrar las Fallas en julio.


“Nosotros tomamos un criterio, creo que acertado, para un mes antes decidir si era viable o no era viable la celebración de las Fallas” en julio, ha expuesto. “Es el criterio que tomamos en su momento con el mundo fallero y es un criterio que nosotros mantenemos”, ha insistido el responsable municipal.

Así, Ribó ha considerado que “será mucho más fácil en junio tomar una decisión” al respecto “que en estos momentos”. Tras ello, ha repetido que no se tiene “capacidad de predecir el futuro” y ha opinado que un mes es “un tiempo suficiente” para poder determinar si habrá celebraciones falleras o no en julio, como se planteó inicialmente tras su suspensión.

“Repito, no tenemos capacidad de predecir el futuro. Esperaremos un mes, que es un tiempo suficiente para poder desarrollarse las Fallas y ver si es posible o no tomar la decisión como habíamos dicho”, ha sentenciado el alcalde de València.