El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, ha comparecido un domingo más después de la reunión con el presidente del gobierno y el resto de presidentes de las comunidades autónomas.

Puig ha manifestado su satisfacción ante una reunión en la que se ha notado que "la unidad de acción y la corresponsabilidad están dando sus frutos". "Ha quedado claro que necesitamos un sistema sanitario, público, más potente, y un estado del bienestar reforzado", añadió.

En cuanto al acuerdo alcanzado esta semana respecto al fin del curso escolar, el jefe del Consejo, manifestó su apoyo para que el alumnado no pierda este curso.

Acuerdo de país

Puig ha insistido en la importancia de lograr un acuerdo de país y "ayudar a quien tiene que pilotar esta operación" a pesar de las ideas diferentes, teniendo en cuenta las comunidades autónomas, los partidos políticos y los agentes sociales, pero sin dejar de lado la suficiencia financiera de las comunidades autónomas, cuestión que el presidente considera imprescindible para poder fortalecer el estado de bienestar. "Hay que apostar por la equidad y la singularidad entre los territorios y la igualdad entre las personas", subrayó.

En este sentido, ha valorado muy positivamente el anuncio de Pedro Sánchez de aumentar la liquidez de las comunidades autónomas, cuestión largamente demandada por su gobierno, aunque ha recalcado que todavía no está claro cómo se concretan estas nuevas aportaciones y cuál es el itinerario valenciano para lograr una liquidez básica.

Líneas de acción para el desconfinament

Puig ha explicado las líneas de acción sobre el desconfinament que el gobierno valenciano ha planteado en la reunión mantenida hoy.

Es una obligación superar el periodo de confinamiento con absoluta seguridad sanitaria, pero se debe realizar en tres semanas para que los daños al tejido económico ya la realidad psíquica de las personas no sean irreversibles.

El camino no es confrontar la actividad económica y la seguridad sanitaria, sino dotar de seguridad la actividad económica.

También ha propuesto la necesidad de establecer un sistema de apertura y cierre dinámico y tener claro que pueden producirse retrocesos. Por eso es muy importante la detección de nuevos focos, cuestión en la que "se está haciendo un gran esfuerzo".
El sistema de desconfinament debe tener bases comunes, pero debe permitir una descentralización de la ejecución atendiendo a razones de carácter geográfico, sectorial y demográfico.

En este sentido, el presidente ha añadido que no es necesario que toda una comunidad autónoma realice la fase de desescalada tiempo, porque hay grandes diferencias entre zonas y "ningún centralismo es bueno".

Salida a la calle de niños y niñas

El jefe del Consell ha explicado que algunos presidentes autonómicos han pedido a Sánchez que se aumente la edad para poder salir hasta los 14 años, y no 12, como propuso ayer el presidente. La salida a la calle de la chiquillería es uno de los temas más comentados esta semana.
Artículo Anterior Artículo Siguiente