Los hospitales universitarios de Torrevieja y Vinalopó en Elche (Alicante), gestionados por Ribera Salud, han puesto en marcha acciones destinadas a humanizar y hacer más llevadera la estancia de los pacientes Covid-19 y agradecer el trabajo de los profesionales de los hospitales.
Así, entre las medidas adoptadas, se han programado conciertos del personal sanitario con un talento musical, vídeo mensajes a través de tablets y WhatsApp solidarios de ciudadanos de toda España, y de familiares y amigos de los pacientes.

Según ha informado Ribera Salud, los pacientes por coronavirus tienen la posibilidad de expresar con dibujos sus sentimientos y su experiencia durante el ingreso al tiempo que mitigan la soledad y el aburrimiento con esta propuesta.

Asimismo, para los que están en la UCI, los hospitales de Ribera Salud han puesto a su disposición, durante estas últimas semanas, el 'Diario de la UCI' que habitualmente se entrega a los pacientes ingresados en esta unidad en todos sus hospitales y que tiene una acogida muy especial.


Este "Diario" se ha convertido en una herramienta que da confort a los pacientes más críticos.

Gracias a la solidaridad de multitud de empresas y grupos editoriales, los pacientes COVID, que tienen que estar aislados, reciben ya periódicos, revistas, cuadernos para colorear, pasatiempos y puzzles para hacer más amenas las horas y los días de ingreso.

Además, el personal de enfermería y auxiliares les llevan cada día los mensajes, cartas y dibujos que cada recibimos en la página web 'rsc.riberasalud.com' y a través del WhatsApp 628 998 586, en papel o a través de las tablets que han recibido los hospitales de donaciones.

Desde el viernes, los pacientes pueden incluso recibir la visita virtual de sus mascotas, adaptando así el programa de acompañamiento de mascotas que tienen varios de los centros a la crisis del Covid, para facilitar el contacto de los dueños con sus animales de compañía durante el ingreso.

Por lo que respecta a los mensajes y dibujos que llegan vía web o por WhatsApp, son entregados a los pacientes cuando se les hacen los controles rutinarios o con la bandeja de la comida de cada día. Y si es necesario, el personal lee las misivas para facilitar que los mensajes enviados les lleguen siempre.

"Cualquier cosa para intentar hacerles la estancia más corta y animarles en estos momentos que no son fáciles", han asegurado desde las direcciones de Enfermería.
Artículo Anterior Artículo Siguiente