El Hospital Gregorio Marañón ha logrado superar las 1.000 altas hospitalarias de pacientes afectados por coronavirus desde que se declaró la crisis sanitaria y en próximos días procederá a iniciar la estrategia de repliegue en ciertas áreas. Según han explicado desde el centro, se ha incrementado "notablemente" las camas de hospitalización para intentar "ofrecer la mejor atención posible" a sus pacientes durante "este periodo excepcional de demanda" sanitaria que durante varias semanas ha superado sustancialmente "el millar de enfermos" ingresados. Actualmente la frecuentación de pacientes en el Servicio de Urgencias del centro ha caído alrededor de un 40% frente a los días de mayor demanda asistencial durante la pandemia
Artículo Anterior Artículo Siguiente