Una patrulla de la Guardia Civil del puesto de Jacarilla (Alicante) se desplazó anoche a una estación de servicio a por cinco bolsas de hielo para atender la petición de la Unidad de Trasplantes del hospital de la Vega Baja, que necesitaba hielo de forma urgente para poder realizar una intervención quirúrgica.

Así lo ha explicado el jefe del Estado Mayor de la Guardia Civil, el general José Manuel Santiago, en la rueda de prensa posterior a la reunión diaria del Comité científico técnico COVID-19, en la que lo ha puesto como ejemplo de los "pequeños grandes servicios" que llevan a cabo.

La patrulla de Jacarilla fue requerida sobre las doce de la noche para auxiliar a la Unidad de trasplantes del Hospital Vega Baja de San Bartolomé, en Orihuela (Alicante), pues necesitaban hielo de forma urgente para poder realizar una intervención quirúrgica.

Concretamente, el hielo sirvió para mantener varios órganos que acababan de ser extraídos en buen estado para su posterior trasplante.

La patrulla se desplazó a una estación de servicio cercana al hospital, donde compró cinco bolsas de hielo y las llevó rápidamente al citado hospital, ha añadido.
Artículo Anterior Artículo Siguiente